Ruta mágica por Puerto Vallarta y Rivera Nayarit

Ruta mágica por Puerto Vallarta y Rivera Nayarit

San Sebastián del Oeste, Mascota, Talpa de Allende, Tequila, Sayulita y Jala son los nombres de los pueblos que componen la ruta más mágica y con sabor 100% mexicano que se puede explorar en una visita a Puerto Vallarta y Riviera Nayarit. Todos ellos reconocidos con el distintivo ‘Pueblos Mágicos’, un programa desarrollado por la Secretaría de Turismo en colaboración con diversas instancias gubernamentales y gobiernos estatales y municipales de México, son lugares marcados por una gran riqueza cultural y mucha historia y se alzan como puntos alternativos a los viajeros que buscan algo más que playas de ensueño.

El programa ‘Pueblos Mágicos’ contribuye a revalorizar a un conjunto de poblaciones del país que siempre han estado en el imaginario colectivo de la nación en su conjunto y se han convertido en alternativas frescas y diferentes para los visitantes nacionales y extranjeros de estos destinos.

SAN SEBASTIÁN DEL OESTE: UN VIAJE EN EL TIEMPO

Con más de 300 años de historia (fue fundado en el año 1625), San Sebastián del Oeste es una auténtica joya colonial de origen minero que se ha detenido en el tiempo. A sólo 70 kilómetros al este de Puerto Vallarta, esta población, que en tiempos prehispánicos estuvo habitada por los indígenas tecos, tuvo su mayor momento de prosperidad cuando fueron halladas en sus cercanías diversas minas de oro y plata. Su ubicación poco accesible hizo muy complicada su explotación y al cabo de un tiempo fueron abandonadas. En la actualidad, las haciendas de lujo y coquetas casas rurales que se construyeron en su momento de esplendor se han convertido en hoteles con encanto que sirven de refugio a todo tipo de viajeros. Es el caso de Hacienda Jalisco que, conservada en perfecto estado, es un refugio de aire señorial con mucho valor histórico (dos de sus estancias se han destinado para la exhibición de documentos, cartas y objetos de la historia de la región). En definitiva, es un lugar que preserva la pureza de su ambiente rural.

Ruta mágica por Puerto Vallarta y Rivera Nayarit

MASCOTA: RÍOS, VALLES Y MONTAÑAS

Localizada en la región de la Costa Sierra Occidental a unos 101 kilómetros de la zona urbana de Puerto Vallarta, sus hermosos paisajes con ríos, valles y montañas se convierten en el lugar ideal para los viajeros aficionados al ecoturismo y la aventura. La zona de montañas sobresale por su vegetación compuesta por robles, abetos y pinos. Un circuito que, además de Mascota, comprende sitios atractivos de sus alrededores como la Laguna de Juanacatlán, la Presa Corrinchis, las Pilas de Agua Caliente, la Piedra La Narizona, el Volcán El Molcajate, el Cañón El Ocotillo, La Mesa Colorada y el Cañón El Tacote. Otras actividades que se pueden realizar en este pueblo mágico son los recorridos en lancha, trekking, escalada en roca, paseos a caballo, moto y ciclismo.

Además del ecoturismo, Mascota cuenta con gran tradición culinaria. El café de olla, galletas caseras, dulces artesanales, las conservas de frutas y la raicilla son algunos de los ingredientes que forman parte de su idiosincrasia y que se pueden encontrar en su Mercado Municipal.

Ruta mágica por Puerto Vallarta y Rivera Nayarit

TALPA DE ALLENDE: LUGAR DE PEREGRINACIÓN

A tan sólo hora y media de Puerto Vallarta, la virgen de la Talpa de Allende es, con permiso de la virgen de Guadalupe, una de las más taquilleras y celebradas en el estado de Jalisco. Una imagen que sirve como reclamo de miles de visitantes que añaden este Pueblo Mágico a su ruta por el Pacífico mexicano. Además de ser lugar de peregrinación, Talpa de Allende combina naturaleza y cultura con variadas opciones culinarias (antojitos regionales, mariscos frescos y las famosas birrias de cabrito –el guiso más típico de Jalisco-), una notable arquitectura, cómodos hoteles (para todos los presupuestos) y otro muchos atractivos que le hacen merecedor del nombre “Perla Escondida”. Un clima muy apetecible, celebraciones típicas, bosques y cascadas completan la esencia de este rinconcito mexicano.

TEQUILA. EL ORIGEN LA BEBIDA OFICIAL DE MÉXICO

Inundada de campos de agave y, desde 2006, Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO, Tequila es el Pueblo Mágico de Jalisco donde según la tradición nació el tequila, la bebida que ha dado fama a México a nivel mundial. La conocida como “tierra del oro azul” se levanta a las faldas del volcán de Tequila y del cañón del Río Grande –a tan sólo 60 kilómetros de Guadalajara-, entre el paisaje de los cultivos de agave, las antiguas haciendas y las destilerías que fabrican la bebida más emblemática de México. Un lugar repleto de antiguas leyendas que se pueden descubrir recorriendo sus estrechas y empedradas calles o en sus bares “callejeros”. Por todo esto, Tequila es el lugar ideal para comprar botellas en todas sus versiones: blanco, reposado o añejo. Pero además aquí también hay espacio para todo tipo de artesanías, como tarros y barriles de madera hechos a base de roble o palo colorado, como se conoce a este tipo de madera; ánforas forradas con piel de cerdo o los toda clase de artículos hechos con la piña y las hojas del agave, como bolsas, monederos o pulseras.

Fuente: http://ow.ly/Vuwv30ahvvE
 

Categoría: OCIO Lunes 27 de Marzo del 2017

Ibis Budget alcanza los 20 hoteles en España

Ibis Budget alcanza los 20 hoteles en España

Ibis Budget ya tiene 20 hoteles en España. La marca pertenece a la línea "económica" de Accor Hotels y acaba de incorporar a su cartera un establecimiento en Málaga y otro en Alcorcón. En ambos hoteles prima la máxima de confort al mejor precio. Habitaciones cómodas para dos o tres personas con cuartos de baño modernos y funcionales. Todo sin artificios pero con comodidades como la nueva cama que podemos encontrar o el acceso al wi fi gratuito.

Zona de desayuno de un Ibis

Zona de desayuno de un Ibis

Todos los hoteles ibis budget disponen ahora también de unas zonas comunes modernas y multifuncionales recientemente rediseñadas que permiten optimizar el espacio de un modo atractivo y lúdico. En estas nuevas estancias los huéspedes tienen a su disposición un buffet de desayuno con una variada y equilibrada selección de deliciosos productos así como máquinas expendedoras de bebidas y snacks disponibles las 24 horas del día para que puedan servirse lo que quieran, cuando quieran.

Todas estas características convierten a ibis budget en la opción de alojamiento idónea tanto para los viajeros de negocios que priorizan el buen precio sin renunciar al confort, como para los aficionados a las escapadas de fin de semana que prefieren alojarse en hoteles con una buena relación calidad-precio para poder gastar más luego en otras actividades como, por ejemplo, en un buen restaurante, cultura, ocio, etc. En los últimos años, la red ibis budget se ha extendido rápidamente en todo el mundo, sumando más de 500 hoteles y 48.000 habitaciones en más de 15 países.

Ibis Budget alcanza los 20 hoteles en España

Fuente: http://ow.ly/9me230ahvml
 

Categoría: OCIO Lunes 27 de Marzo del 2017

Restaurantes con tiendas ecológicas, la nueva tendencia gastronómica que arrasa en Madrid

Mama Campo ofrece productos naturales en su restaurante y también para llevar a casa

Mama Campo ofrece productos naturales en su restaurante y también para llevar a casa - ERNESTO AGUDO

«Una vez que pruebas esto, no hay marcha atrás». Así de claro lo tiene Maica Malavé, socia fundadora de Kiki Market (Cava Alta, 21 y Travesía de San Mateo, 4. 918058605), un ejemplo de la nueva tendencia de gastronomía saludable que triunfa en Madrid. Ahora ya es posible comer en restaurantes en los que los productos ecológicos son los protagonistas y donde, al terminar de comer, también es posible comprar las materias primas con las que se han elaborado los platos para irse a casa con la compra hecha y el apetito saciado.

«Son como oasis», dice Malavé sobres establecimientos como el suyo, en los que únicamente ofrecen productos ecológicos que, además y como ella recalca, «no tienen por qué ser solamente frutas y verduras, sino que también hay carne o pescado, por ejemplo».

En un primer momento, Kiki Market era un mercado de productos naturales en el barrio de La Latina pero después, tras el éxito cosechado, Malavé abrió una nueva «sucursal» en Malasaña. En esta ocasión se trató de una casa de comidas creada con el objetivo de que complementara la oferta del mercado de productos ecológicos. «Esa casa de comidas es fundamental porque lo que hacemos allí es enseñar lo que es la alimentación orgánica a todo aquel que no la conoce», desarrolla Malavé, quien lamenta que la sociedad actual «tenga el gusto atrofiado».

«Aquí disfrutas de verdad de los sabores de los alimentos»

La fundadora de Kiki Market, con dos locales en la capital, considera que hay muchas personas que no conocen cuál es el verdadero sabor de productos cotidianos, como los tomates, la lechuga o incluso la carne y justo aquí se encuentra el punto fuerte de establecimientos como el suyo. «Estamos dejando de consumir los productos de la dieta mediterranea porque no tienen sabor. Pero aquí, si vienes a tomar unas verduras asadas o paté de verduras, ni siquiera piensas que es vegetariano, porque disfrutas de verdad de los sabores», subraya la fundadora.

En la misma línea que Malavé y su Kiki Market surgió Mama Campo (calle de Trafalgar, 22. 910519647), una tienda de productos ecológicos que, a su vez, también es restaurante y cantina. «En los tres espacios abogamos por cuidar mucho la selección de productos, que provienen de pequeños productores y gente que mima mucho su entorno», subraya Nacho Aparicio, socio fundador del espacio.

Abrieron, como explica Aparicio, en enero de 2014 y, desde entonces, no han parado de crecer: señal inequívoca de que la comida y los productos ecológicos triunfan en la capital. Tanto que incluso los Reyes se han dejado caer por este local esta semana para degustar, como adelantó ABC, un menú «eco». Doña Letizia no perdió la oportunidad de preguntar por las alcachofas de temporada, además de por la ensalada de quinoa roja aliñada con verduritas y mango especiado, las croquetas cremosas de boletus o las verduras al curry.

Cristina Oria (calle del Conde de Aranda, 6. 639275761)es otro ejemplo de que disfrutar de los sabores de antes es posible en Madrid. Abrió en noviembre de 2016, en plena Milla de Oro, tras varios años abriendo como pop store para vender productos gourmet en Navidad. Su creadora, Cristina Oria, fundó en 2009 uno de los caterings más selectos de la capital. Esta apasionada de la gastronomía abandonó su carrera profesional -fue tercera de su promoción en CUNEF- para estudiar en la prestigiosa academia de cocina Le Cordon Bleau de París. En esta tienda, fundada junto con su marido Álvaro Corsini, ha mezclado lo mejor de los productos gourmet con su restaurante, en la planta de arriba de su local.

También en el Barrio de Salamanca, los Ultramarinos Quintín (calle de Jorge Juan, 17. 917864624) son otro caso de que se puede comer y comprar calidad en el mismo lugar.

Fuente: http://ow.ly/iq6h309M4Cd

Categoría: OCIO Viernes 10 de Marzo del 2017

¿Te imaginas despertarte mañana en una de estas islas? Y sí, está Ibiza

Foto: Bali (Foto: Julien Reboulet - Creative Commons)

Bali (Foto: Julien Reboulet - Creative Commons)

No es la primera vez, ni será la última, que declaramos nuestra amor eterno y un tanto hollywoodiense a las islas y ahora aprovechamos una encuesta con las 10 más bonitas del mundo según los europeos para volverlo a hacer. Enamorados de ellas, nos embarcamos rumbo a una geografía que es universal. Desde Hawái hasta las Bermudas, pasando por nuestra querida Ibiza, que está en séptimo lugar, nos volvemos isleños como los que más. Bienvenidos a estos paraísos aquí en la tierra rodeados de mar.

1. Hawái, en el norte de la Polinesia

No hay mejor lección de geografía que la que nos dan las islas. A esta (o estas, un archipiélago con cientos de ellas) la encontramos en medio del Pacífico, haciéndose estadounidense y asiática a la vez, aunque luego esté en Oceanía, pero sin dejar de ser tan nativa como es. Cómo no querer ir a Honolulu, en la isla de Oahu, a sentirnos una de las mujeres de Gauguin, aunque aquello fuera la Polinesia francesa. Y atención porque aquí no solo hay playa, también desierto, selva tropical y montaña. Imposible no acordarse de la canción de Mecano y de querer montar en nuestro propio baño un Hawái (echando sal).

Hawái (Foto: Murchaidh Chiu - Creative Commons)

Hawái (Foto: Murchaidh Chiu - Creative Commons)

2. Las Maldivas, el reino de los resorts

Perdida en el Índico, separada de la India como Murcia de Madrid (por los kilómetros), llamando a los más sibaritas de los turistas a voz en grito con todos sus encantos, lo mismo que las sirenas hicieron con Ulises, está este país insular organizado no en comunidades autónomas, estados o similar, sino en atolones, la manera de agrupar sus 1.200 apetecibles islas. Las Maldivas son bellas, mestizas, porque fueron portuguesas, holandesas y británicas, y además vírgenes. No hay país menos poblado en todo Asia y tampoco ningún otro en el mundo más bajo, o sea, con la altitud máxima menos elevada. Prepárate para las playas de arenas blanquísimas y el despliegue de resorts. Y ve descalzando tus pies.

Maldivas (Foto: Ana Paula - Creative Commons)

Maldivas (Foto: Ana Paula - Creative Commons)

3. Seychelles, un paraíso tropical

De nuevo tentadoras playas y un paraje de paraíso terrenal, en el Índico también y al noreste de Madagascar, en la África marítima (y oriental). Es el país de las 115 islas y de las tortugas gigantes, primas hermanas de las de Galápagos. Viajar a las Seychelles es también sumergirse en una pequeña gran Babel, donde lo africano se confunde con lo indio, lo chino y lo francés en un exuberante entorno tropical. Todo para ponerles los dientes largos a los grandes viajeros. Y hemos dicho tortugas pero también hay loros negros, el pájaro nacional, y un sinfín de peces diferentes entre los que destaca, cómo no, el pez payaso. Aquí lo suyo es alquilar un barco y echarse a la mar.

Seychelles (Foto: Didier Baertschiger - Creative Commons)

Seychelles (Foto: Didier Baertschiger - Creative Commons)

4. Barbados, adonde arribó primero Colón

Lo de esta isla, la de Rihanna, tiene historia, porque aquí fue, donde según cuentan lo cronicones de las Indias, arribó Colón en su primer viaje a las Américas. A este trozo de tierra antillano del Caribe más desconocido donde tú también te podrás sentir un descubridor. Sin embargo, pese a la conquista española, Barbados habla inglés. Es el destino para "relajarse en una de las 60 playas platinadas, acostarse en una cómoda reposera, pedir un ron punch y refrescarse en sus aguas cristalinas". Así lo dicen desde su web de Turismo. No podemos pedir más. Si acaso añadir que es también paraíso de la pesca submarina, las joyas, los mercadillos y el surf. Y también tiene montaña.

Barbados (Foto: Berit Watkin - Creative Commons)

Barbados (Foto: Berit Watkin - Creative Commons)

5. Mauricio, hecha antes que el cielo

Es tan exótica que no se puede aguantar, africana pero de religión hindú, varada en medio del océano Índico, con agua caliente durante todo el año, lo cual la hace irresistible para el turista, que suele ser de nivel, y rodeada de lagunas. Por algo se dice que se hizo antes que el cielo. Aquí las playas, palmeras y camas balinesas son como el comer, el pan de cada día, aunque a Mauricio también le va la aventura, los acantilados, las cascadas y la montaña. Un escenario de lujo para unas vacaciones de lujo (solo hay que echar un vistazo a cualquier hotel).

Mauricio (Foto: Ludovic Lubeigt - Creative Commons)

Mauricio (Foto: Ludovic Lubeigt - Creative Commons)

6. Bali, la más espiritual

Qué podemos decir de Bali, que tanto exotismo ha puesto a nuestra existencia, sea con la orfebrería, la decoración, la escultura o la música, llevándonos hasta Indonesia, más concretamente a las Islas Menores de la Sonda, muy cerquita de Java, y con unas medidas de escándalo: 140 km de longitud de este a oeste y 90 km de norte a sur. Sorprende al visitante un volcán activo, alturas de más de 3000 metros, sus arrecifes de coral, sus playas en blanco y negro -blancas las del sur, negras las del norte-, sus campos de arroz y sus templos de piedra. Para colmo, ama la vida tranquila, es muy espiritual, se sustenta en una cultura milenaria y te inspirará.

7. Ibiza, la blanca y mediterránea

Hay vida más allá del furor discotequero y aledaños, al otro lado del Ushüaia, ponemos por caso. Una tranquila vida isleña casi idílica de calas de agua turquesa, sobre todo al norte, y pinares que dan alas a este entorno que también es rural y también, cómo no, chiringuitera. Nuestra Ibiza, la mayor de la Pitiusas, tiene de todo. El follón, la efervescencia o la vanguardia más glam, pero también los olivos adormecidos a las orillas de un espléndido y poblado mar donde se puede encontrar, por increíble que parezca, la soledad. No nos extraña que en esta encuesta de Lastminute los europeos hayan elegido esta isla de 210 kilómetros de costa con más de 40 peñascos e islotes para este séptimo lugar.

Ibiza (Foto: rvdbrugge - Creative Commons)

Ibiza (Foto: rvdbrugge - Creative Commons)

8. Fiyi, el mar de las estrellas azules

De un lugar como Fiyi uno se puede esperar cosas así: estrellas azules en el fondo del mar. Todo un tesoro para los buceadores que encuentran su paraíso en el escenario de aquella película que hizo historia con Brooke Shields, 'El lago azul'. Hay hasta 333 islas en Fiyi que salpican el Pacífico Sur a 2000 kilómetros al norte de Nueva Zelanda. Los peces por estos pagos, como casi todo, son espectaculares. Y será por el nombre del océano, pero todo es realmente así, pacífico, ya sea al lado del mar, en la jungla o compartiendo con los oriundos la vida más tradicional.

Fiyi (Paul D'Ambra - Creative Commons)

Fiyi (Paul D'Ambra - Creative Commons)

9. Koh Samui y Koh Nang Yuan, la belleza es así

A quién no va gustarle una isla como la de Samui, de cocoteros, mangos y hasta esos árboles que nos dan los anacardos, playas de arena blanca y escenarios uno detrás de otro de postal. Esta es la tercera isla más grande de Tailandia y es también de las soñadas y frecuentadas -tiene su propio aeropuerto internacional con vuelos diarios a Bangkok, Hong Kong y Singapur-. Es montañosa y con jungla, se desliza a lo largo de 15 kilómetros que la recorren de un lado a otro y ofrece placeres como los paseos en canoa o en elefante, un mar turquesa de enloquecer, mucho masaje en hoteles de lujo, una cocina que aquí deja de ser fusión y una vida pausadamente feliz. Para rematar la faena, nada como ir de excursión a la bella Koh Nang Yuan (con pasarela de arena), más al norte, paraíso para buceadores y para todos.

Koh Nang Yuan (Foto: Jacky Ding - Creative Commons)

Koh Nang Yuan (Foto: Jacky Ding - Creative Commons)

10. Bermudas, triángulo y mucho más

Estas islas con nombre de pantalón veraniego y algo primaveral frente a la costa este de Estados Unidos que tomaron el nombre de un navegante de nuestra Huelva, Juan Bermúdez, y cuyo nombre se asocia siempre a un triángulo (un espacio marítimo asociado a desapariciones inexplicables de barcos y aviones) son el territorio británico de ultramar más antiguo; cosas de la historia. En este lugar sumamente atlántico hay playas de quitar el hipo de las que hacen desear más verano, caso de Warwick Long Bay. Son un total de 150 islas de origen volcánico, con arrecifes de coral. Le sobra naturaleza exuberante y colorido.

Bermudas (Foto: Kansasphoto - Creative Commons)

Bermudas (Foto: Kansasphoto - Creative Commons)

PD: Todas parecen un sueño, pero son realidad.

Fuente: http://ow.ly/8npv309CIt9

Categoría: OCIO Lunes 6 de Marzo del 2017

Llegan los poshtels: alojamientos baratos con decoración propia de hoteles de lujo

Hasta hace pocos años, alojarse en un hostal juvenil era el último recurso de mochileros paupérrimos y la experiencia a menudo implicaba exponerse a baños infectos

Foto: Alojarse en un hostal ya no es solo un recurso para mochileros (Generator)

Alojarse en un hostal ya no es solo un recurso para mochileros (Generator)

Hasta hace pocos años, alojarse en un hostal juvenil era el último recurso de mochileros paupérrimos y la experiencia a menudo implicaba exponerse a baños infectos, camas con chinches y dormitorios con un estupefaciente olor a humanidad. Los procesos de gentrificación de los centros históricos, la competencia de plataformas como Airbnb y la llegada de masas de turistas que buscan un alojamiento económico pero tienen unos niveles de exigencia propios del siglo XXI están generando una revolución en las fórmulas para alojarse a bajo coste. Así han nacido los poshtels, hostales que, sin ser alojamientos de lujo, ofrecen un nivel de decoración, limpieza y servicios que antes estaban reservados a hoteles con más pretensiones.

Las ventajas de los poshtels no solo son los precios y un entorno agradable: suelen ofrecer actividades a los huéspedes, desde actuaciones musicales hasta clases de yoga o de cocina, lo que propicia la socialización de los huéspedes, por lo general jóvenes con tantas ganas de relacionarse como de visitar la ciudad de destino.

El concepto, originalmente creado en Inglaterra por cadenas como Generator (cuya fórmula de diseño y alojamiento low cost se ha expandido a ciudades como Estocolmo, París, Berlín, Venecia o Barcelona, y llegará a Madrid este año), demuestra que la hostelería a bajo precio puede resultar una opción muy atractiva y nada casposa para los viajeros jóvenes con pocos recursos pero mucho estilo.

U Hostel

Situado en una ubicación muy céntrica, en un palacio decimonónico, el U Hostel ofrece atractivas habitaciones (desde suites para dos personas hasta compartidas para 4, 6, 8 o 12) y una buena gama de servicios complementarios. Junto a Alonso Martínez, en uno de los mejores barrios de Madrid, con tranquilidad de Chamberí y al lado de la zona más divertida y de moda de la capital. Ofrece servicios adicionales como lavandería, sala de ordenadores, alquiler de bicis, 'free tours' y hasta clases de cocina y flamenco. También dispone de sala de cine, restaurante y chill out. Y los precios son superasequibles: es posible dormir desde 13 euros la noche.

En U Hostel disponen de suites para dos personas y habitaciones compartidas

En U Hostel disponen de suites para dos personas y habitaciones compartidas

Casa Gracia

Este hostal alojado en un edificio señorial del paseo de Gracia combina un cuidado diseño con el encanto de las viejas fincas regias barcelonesas. Una combinación que mantiene muchos elementos originales con un mobiliario bonito y confortable, además de suntuosos y acogedores espacios comunes: biblioteca, terraza, comedores, salones de descanso y, además, una animada agenda de eventos para los huéspedes y también para visitantes: clases de yoga, talleres de cocina, microteatro, intercambio de idiomas... El desayuno va incluido en todas las reservas online, con precios desde los 18 euros por noche en habitación compartida, una auténtica ganga en la hiperturística ciudad condal.

Poshtel Bilbao

El propio nombre del establecimiento deja claras sus intenciones: atraer a turistas con pocos medios pero que quieren un plus de calidad en su alojamiento. Un diseño cuidado, una animada agenda de actividades, rapidísima conexión a internet gratuita y servicio cuidado, todo muy cerca del Museo Guggenheim Bilbao, pero sin alejarse del Casco Viejo, la Gran Vía, San Mamés o la ría de Bilbao. Los precios van desde los 17 euros en litera de habitación colectiva hasta los 64 de una habitación doble con baño privado.

Ok Hostel Madrid

En pleno barrio de La Latina se encuentra uno de los albergues más valorados en esta categoría de Madrid, recientemente premiado como el segundo mejor hostel del mundo por la web especializada Hostelworld a partir de las opiniones de más de un millón de usuarios. El comedor de Ok Hostel Madrid es el corazón de la vida social en el establecimiento y organizan tours a pie, tours de tapas, salidas de bares y cenas para los huéspedes. Un hostal céntrico, bien equipado y con todos los servicios básicos muy cuidados, desde duchas de alta presión hasta wifi de alta velocidad gratuita en todo el recinto, además de servicio de recepción 24 horas. Todo por precio desde 15 euros en dormitorios de seis plazas hasta 85 euros por una suite doble superior.

New York Moore Hostel

El New York Moore Hostel soluciona una difícil ecuación: viajar a Nueva York y no gastarse un dineral en dormir. Creado y gestionado por tres hermanos que pasaron años viajando por todo el mundo en establecimientos baratos, ofrece una fórmula ganadora: alojamiento agradable en una de las ciudades más caras del mundo desde 35 dólares por noche.

Este hostel ofrece alojamiento asequible en una de las ciudades más caras del mundo

Este hostel ofrece alojamiento asequible en una de las ciudades más caras del mundo

El hostal mantiene todo el encanto de East Williamsburg, con techos altos, interiores luminosos y un entorno floreciente en la zona más hipster de Brooklyn. Una oferta única para poder dormir en una de las zonas más codiciadas de Nueva York.

Peking Yard Hostel

El concepto ha llegado hasta China, como demuestra el Peking Yard Hostel, que ocupa un espacioso patio de la dinastía Qing con un bonito jardín en la capital, Pekín. Tiene habitaciones dobles o compartidas desde 15 euros. No solo el alojamiento está cuidado, sino que ofrecen un ambiente desenfadado, con una intensa programación de fiestas, una cocina más que aceptable y una ambientación musical constante para que no te aburras ni un minuto. Tal vez la única falta de estilo del hostal sea su web, diseñada con tipografía Comic Sans.

Ostello Bello Grande

Uno de los albergues de nueva generación más valorados por los mochileros exigentes es el Ostello Bello Grande de Milán. Todas las habitaciones cuentan con baños privados, aire acondicionado y wifi de 100 Mb. El desayuno (que incluye cereales, fruta fresca, huevos y un amplio bufet complementario) también está incluido, hay ordenadores e impresoras que se pueden usar sin coste y, según la costumbre milanesa, puedes cenar gratis si te tomas un aperitivo en su bar. Además cuenta con tres terrazas al aire libre equipadas con hamacas y barbacoa.

El milanés Ostello Bello Grande cuenta con zonas comunes como biblioteca o sala de videojuegos

El milanés Ostello Bello Grande cuenta con zonas comunes como biblioteca o sala de videojuegos

Sus zonas comunes incluyen biblioteca, sala de videojuegos, mesas de pimpón y hasta instrumentos musicales de uso libre, y puede tomar café o té gratis todo el día. Todo por unos precios desde 22 euros en habitación de 6 plazas hasta unos 80 por habitación doble con baño privado.

Generator París

En el distrito 10, frente a la emblemática sede del Partido Comunista Francés creada por Oscar Niemeyer, se encuentra este hostal de la cadena Generator. A pocos pasos del Canal Saint-Martin, del parque des Buttes-Chaumont y a solo 15 minutos a pie de la Gare du Nord, en su planta baja se encuentra el Café Fabien, con su comedor y terraza acristalada con vistas al jardín. Desde ahí, se puede bajar con la escalera de caracol al Club, con decoración inspirada por el metro de París. Y en la 9ª planta se pude disfrutar de Le Rooftop, con su bar y sus impresionantes vistas de la basílica del Sagrado Corazón y de Montmartre.

Desde la terraza del Generator es posible disfrutar de unas singulares vistas de Montmartre

Desde la terraza del Generator es posible disfrutar de unas singulares vistas de Montmartre

Los precios empiezan en torno a los 30 euros en una habitación compartida sin baño privado y llegan hasta más de 150 si buscamos habitación privada con terraza.

Fuente: http://ow.ly/ChEG309ygYg

Categoría: OCIO Viernes 3 de Marzo del 2017

105534 visitas al blog